Almuerzo despedida del 2014

Los deseos para un nuevo año en la Asociación Chicos

Como última juntada del año, el martes 30 de diciembre despedimos el 2014 junto a la Asociación Chicos. Siempre es un placer enorme poder compartir esos ratitos con ellos y mucho más cuando los deseos de los pibes son los principales protagonistas. Sin dudas, fue un mediodía especialmente sensible.

Después de almorzar rico, pero muy rico (Gracias Cristian y Pablo por la hamburgueseada que armaron) pasamos al patio a sentarnos en ronda. Todos podíamos vernos las caras y todos nos podíamos escuchar. Había un silencio que delataba mucho respeto y que habilitó la lectura de los deseos que todos habíamos escrito antes.

Las coordinadoras del Centro de Día pasaron a leer los deseos, uno por uno, pero de manera anónima. A pesar de que estaban escritos los nombres de todos, los chicos prefirieron guardar sus nombres en secreto.

De cada hoja de papel se recortaba un pedacito, una puntita, y se lo guardaba en un pequeño sobre – pensado y adornado especialmente para albergar tantos deseos. El sobre fue atado a un ramillete de globos que se soltaría para que llegue volando hasta…

“¿Dónde?” preguntó uno de los pibes.

“Hasta ese lugar donde todos los deseos se cumplen”… fue la respuesta que escuché.

Y me fui a la vereda para ver volar los deseos y para ver, también, como se iban contagiando las sonrisas de complicidad hermosas entre todos los que también tuvieron la suerte de poder estar ahí.

Raquel McClymont

Licenciada en Trabajo Social, representante del proyecto de RSE de Autologica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *